martes, 31 de enero de 2017

1ª etapa Jalón, XXXI Volta a la Marina (15-01-17)

Ya está aquí la edición XXXI de la Volta a la Marina, que dio comienzo el pasado domingo 15 con una dura carrera con salida en Jalón y meta en alto, que no pudo acabar con mayor sorpresa: victoria del master-50 Francesc Bosca, que se hace así con el primer maillot de líder.

Cartel de lujo

La dureza y belleza de los recorridos ha atraído un año más a los equipos más potentes y ciclistas de alto nivel de la categoría, principalmente de las provincias de Alicante y Valencia.

Además un buen puñado de corredores extranjeros, fundamentalmente del norte de Europa, aprovechan para hacer pretemporada en nuestra zona, por el terreno y el clima, y así algunos élites, profesionales en sus países, o corredores de otras disciplinas como el triatlón, también se han querido apuntar a la fiesta.

La escuadra del CC Crevillent, que estrena equipo esta temporada, el Express Car Crevillent - ULB, ha apostado por llevar a la mayoría de su bloque al Interclub del Vinalopó, aunque cuenta con tres representantes en la Volta la Marina, Fran Robles, Jesús Robles y el francés Mathieu Verdier, uno de esos hombres duro que compaginará en la medida que pueda la disputa de ambos torneos.

Duro recorrido en la etapa inicial

El torneo comienza fuerte, con una dura primera etapa que acumula unos mil metros de desnivel, en un circuito en forma de ocho, minado de repechos, al que los corredores darán dos vueltas, para desde Jalón afrontar el duro final en el Alto de Masserof.

1ª etapa en Jalón, de 67km. con numerosos repechos y final en alto.

Carrera marcada por un corte en la parte inicial

Uno de los factores principales en esta etapa sería el fuerte viento, que en la parte inicial era frontal. El pelotón de 175 ciclistas salió a toda velocidad por las estrechas carreteras secundarias de la zona.

En el primer repecho duro, ya se giraba y el grupo se estiró, comenzando la bajada y el viento a favor al mismo tiempo, lo que terminó por hacer un importante corte en el pelotón.

Entre los hombres del Express Car Crevillent solamente Mathieu Verdier anduvo bien colocaldo y quedó en el grupo delantero, pero un desafortunado pinchazo le dejó fuera de juego al poco tiempo.

Sería en el ecuador de la prueba cuando fructificaría la escapada más importante, en la que marchaban el olímpico Alistair Brownlee, Carlos Eloy Pierna y el a la postre vecendor, entre otros, de los cuales a pie de puerto sobreviven solamente Bosca, Egido y Chacón, con muy poca ventaja.

El alto de Masserof decide

Preciosa subida a este puerto en el final de etapa, una dura ascensión de unos 5 kilómetros, al 5%, con una primera parte más suave, pero en su segunda mitad con rampas bastante duras.

En la subida el más fuerte es el master-50 Francesc Bosca (GE Volata), que resiste el empuje de los hombres fuertes del pelotón y corona en solitario, con 3 segundos de ventaja.

Le secundan tres primeras espadas, como el élite León Koch (UC Montgó), Héctor Pons (Encacon) y German Mortes (Ginestar).

Jesús Robles (Express Car Crevillent), remontando posiciones en la subida final. Imagen cortesía de Santi Arlamdis


Poco a poco van entrando el resto de corredores, con muchos nombres importantes bastante retrasados. La cabecilla del segundo grupo, en la que aguantaba Jesús Robles (Express Car Crevillent), fueron progresando a lo largo de toda la carrera, recogiendo a los más rezagados del primero ya en meta.

La actuación del Express Car Crevillent

La remontada de Jesús Robles, desde el corte trasero, adelantando a varios grupos de rezagados, al tiempo que seguían descolgándose hombres, le hizo afrontar la última ascensión con mucha moral, acabando tercero de su particular carrera a contrapié y, por tanto con muy buenas sensaciones.

El corredor ilicitano declaraba: "me he sentido muy bien en los tramos duros. Una pena haber salido tan descolocado y haber quedado en el segundo grupo, pero bueno de esta manera he podido ir a más y acabar con mucha moral para la próxima carrera".

Por su parte, su compañero Fran Robles no tuvo tanta suerte, y fue de los numerosos corredores que no pudieron salvar el empuje de este segundo grupo, el cual por cierto estuvo por momentos apunto incluso de volver a conectar con el primero. Fran por tanto quedó descolgado de esta parte delantera del grupo, que iba perdiendo unidades constantemente por detrás.

Fran Robles (Express Car Crevillent). Imagen cortesía de Santi Arlandis


El corredor galo Mathieu Verdier sí estuvo atento y bien colocado en la parte inicial, pero un fatídico pinchazo le dejó fuera de carrera cuando ya había hecho lo más difícil.

Resultados y más información

Clasificación etapa Jalón

1. Francesc Bosca (M50-GE Volata), 1h43m04s
 
2. León Koch (ELI-UC Montgó), a 3s
3. Héctor Pons (M30-Encacon), m.t.
4. Germán Mortes (M40-Ginestar), m.t.

5. Marcelo Garza (M30-Velosol Cycling Team), a 7s
6. Sergio Torres (ELI-Velosol Cycling Team), m.t.
7. José Manuel Díaz (M30-ULB Sports-Monforte), m.t.
8. Joaquín Chacón (ELI-Trial 0.5 CD), m.t.
9. Alfonso Egido (M30-Ciclos Sabater), m.t.
10. Álvaro Arenas (ELI-Gsport Ayora Turismo), m.t.

20. Jonathan Brownlee (ELI-ANDP GBR), a 21s
21. Salvador Alfonso (ELI-Automóviles Gomis), m.t.
42. Carlos Eloy Pierna (M40-Pemoy SD), a 53s
80. Alistair Brownlee (ELI-ANDP GBR), a 2m48s
87. Jesús Robles (M30-Express Car Crevillent), a 2m57s
101. Fran Robles (M30-Express Car Crevillent), a 3m54s
(aband.) Mathieu Verdier (M40-Express Car Crevillent)

Enlaces de interés

Clasificación completa [PDF] (Fuente: Árbitros de ciclismo de Alicante)
Crónica oficial (Fuente: Página oficial de la Volta a la Marina)
Noticias e imágenes (Fuente: Página de Facebook Swim, Bike, Run)

sábado, 28 de enero de 2017

Temporada master 2017

Un año más, no se espera ni a hacer la digestión de los polvorones de navidad. La temporada master comienza fuerte, y ya en la segunda quincena del mes tenemos los torneos interclubs del Vinalopó, la Marina y campo de Cartagena. Nuevos equipos, nuevas caras, pero mucha velocidad y competitividad, como siempre.

Larga temporada

Parece que en la zona de Levante estamos de enhorabuena. Mucha afición, mucha gente animándose a competir, mucho nivel, y todo ello se traduce en más patrocinios, más equipos y más carreras.

No en vano, la mayoría de equipos profesionales están optando últimamente por nuestra tierra para realizar sus pretemporadas. Aunque todo hay que decirlo, el presente invierno está siendo un poco de perros, con frío, lluvia y viento para regalar.

De momento ya están confirmados los tres tradiciones torneos interclubs de la zona. De hecho la posibilidad de inscribirse fue muy fugaz, pues a las pocas horas estaban completas las plazas en todos ellos.
 

XXXI Volta la Marina

Carrera de gran prestigio por la dureza de recorridos, que esta temporada tiene previsto la realización de 9 etapas, con la mayoría de trazados habituales. Sin duda una de las competiciones más bellas, no solo por a dureza sino por la espectacularidad de los paisajes.

Nuevo formato de clasificación que tomará una especie de tiempo medio entre las primeras etapas, al que se sumarán las dos últimas. La definitiva, en Parcent, será la reina la reina, con la dura ascensión al puerto del Col de Rates como juez de la carrera.

IX Torneo Interclub Vinalopó

Quizás la competición que presenta un cartel de corredores de mayor renombre este año. Con ocho etapas por el valle del Vinalopó, y la de Ibi considerada como reina, con los duros altos de Benifallim y Tibi, además de un par de etapas que afrontarán también el puerto del Maigmó.

Excelente noticia la que conocíamos recientemente, que daba a conocer que se realizarán controles anti-doping a lo largo de esta competición.

XXVII Trofeo Social Interclub Campo de Cartagena - Mar Menor

Otro clásico de la temporada master, que se disputa en la zona cercana entre Cartagena y el Mar Menor, que reúne a la gran mayoría de figuras del pelotón murciano de la categoría.

Está prevista la disputa de 9 etapas, con la finalización de la competición ya en marzo, el día 11 en la localidad de Lorca.

Y carreras, todo el año...

Tras la realización de estos torneos, en primavera vendrán las vueltas de 2 y 3 etapas, como la ya confirmada Vuelta a Murcia, la Vuelta a Alicante, y la clásica Volta la Safor.

Están por definir las pruebas que compondrán la Challenge de la Comunidad Valenciana, que en las últimas ediciones ha apostado por la comarca de la Safor y el interior de Valencia.

Sea como sea, según nos adentramos en el verano, la provincia de Valencia se vuelve la protagonista con la disputa de numerosas pruebas, algunas de referencia por su dureza, como el Trofeo Gsport Ayora.

También será en ese momento cuando probablemente se dispute el campeonato autonómico, del que en las dos últimas ediciones Canals ha sido la sede.

Otra buena noticia es la confirmación de que el Interclub de la Vega Baja ya está buscando fechas y sedes para su disputa en esta temporada, tras el éxito en reaparición en el calendario en 2016.

A pesar de las restricciones de tráfico en verano, que se confirman y repiten un año más, y que son especialmente duras en la provincia de Alicante, los organizadores se las ingenian para organizar pruebas en días festivos locales entre semana o circuitos semi-urbanos.

Tras el verano son muchos los ciclistas que dan por finalizada la temporada, incluidos muchos de los gallos, pero pruebas no faltarán.

La zona de la Vega Baja y la provincia de Murcia son las que toman el protragonismo en esta parte final de la temporada.

No nos olvidamos de otros grandes eventos, como el campeonato nacional, incluso el mundial, en el que algunos de nuestros compañeros quieren estar presentes.

Nuevos equipos, y todo el mundo a tope

Como cada temporada, el panorama de equipos se renueva bastante, algo que se agudiza en la categoría master, donde los patrocinios suelen ser por un solo año.

El equipo de los nuestros

El Club Ciclista Crevillent, una estructura de gran tradición que siempre apuesta por el ciclismo, tras una temporada pasada en la que sus componentes terminaron muy motivados, este año ha sacado patrocinios y forma el equipo master Express Car Crevillent - ULB.

El corazón del equipo lo formarán los componentes de la temporada pasada, Israel Martínez, Chris Hazael y Jesús Robles.

El equipo tiene mucha ilusión en el rendimiento de Israel, que está entrenando muy duro y está mostrando en los últimos meses una gran capacidad de mejora.
 
El inglés Chris volverá a ser uno de los protagonistas de la temporada en la categoría master-50, donde nos acostumbra a traer buenos botines de copas, embutidos y todo tipo de regalos, gracias a sus grandes actuaciones.

Jesús, por su parte, también muestra una buena progresión y espera mejorar su rendimiento esta temporada.

Foto de presentación del Express Car Crevillent - ULB


El local Salvador Segura vuelve a la competición en el equipo de su casa, y será uno de los referentes, especialmente cuando la carretera se ponga cuesta arriba.

Uno de los fichajes estrella del equipo ha sido el ilicitano Raúl Sánchez, corredor de los buenos, de los que llegan siempre delante casi sin querer; a pesar de no tener el tiempo que querría para prepararse, seguro que da mucha visibilidad al equipo.

También entra al equipo, el fancés Mathieu Verdier, procedente del Benacantil, un hombre con buen motor y todo-terreno, que a buen a seguro aportará mucho.

El andaluz Fran Robles, tras debutar el año pasado en la categoría, afronta esta temporada en el equipo con mucha moral y subiendo su nivel cada mes, por lo que seguramente también nos dará muchas alegrías.

Mismo caso de Iván García, aunque éste con menor bagaje de competición, fuerzas y ganas no le van a faltar para adaptarse a la categoría.

Algunos corredores del club, aleternarán su calendario de montaña con algunas pruebas en carretera. Hombres importantes como Manuel López, Alejandro Romero, José Javier Gil o Francisco Javier Amorós.

Se ha formado un equipo que destaca por el compañerismo, la entrega y la ilusión, por lo que el ambiente interno es inmejorable.

David Galvañ está dirigiendo el proyecto, con la colaboración en la parte técnica del ex-profesional Rubén Galvañ y por supuesto de la tienda referencia de ciclismo en Crevillente, Bicicletas Quesada.

La importante revista digital Ciclo21 se hacía eco de la presentación del equipo.

Mucho nivel en el pelotón

En cuanto al resto de equipos, el nivel parece que cada año sube y sube.

El antiguo PC Componentes este año será el ULB Sports Team Master, con casi todas sus grandes figuras y algunos fichajes de renombre, como Daniel Crespo y Pedro Luis Milán.

El Gsport-Ayora Turismo, bestia negra del PC Componentes la pasada temporada,  mantiene patrocinador y el bloque de corredores, a los que se suma la revelación del año pasado, Álvaro Arenas, del que aún no sabemos hasta dónde puede llegar.

Una escisión de corredores del PC Componentes, concretamente el núcleo valenciano, competirá este año con nuevo patrocinador, Ginestar ULB, teniendo a Germán Mortes como hombre más destacado a priori.

Buenas noticias para equipos que se mantienen, además con buenas plantillas, como el Bicisport, patrocinado esta temporada por Autmóviles Gomis, donde militan los veteranos Juan Luis Muñoz y Antonio Torres, y al que se incorporan dos hombres que destacaron mucho la pasada temporada, la José Manuel López y la promesa Salvador Alfonso.

Igualmente repiten el Encacon Team o el Ciclos Sabater-Metal Lube, amén de muchos clubs que forman grupos de corredores aunque no dispongan de patrocinador.

¿Mayor lucha contra el dopaje?

Comentábamos la noticia del anuncio de controles antidoping en el torneo Interclub del Vinalopó esta edición.

Una novedad que ha tenido muy buena acogida entre muchos corredores, entre los que se incluye el autor de este artículo, que compiten con la conciencia muy tranquila, y con el disgusto y enfado de saber que otros no están cumpliendo las normas.

Cosa de la que hay certeza, porque en los últimos meses no paran de aparecer en los medios noticias acerca de redes que distribuyen a ciclistas amateurs en la zona. Si hay vendedores, hay compradores.

El año además ha empezado con conmoción en el pelotón master, con la publicación del positivo por EPO de Francisco Torrella (Gsport Ayora), en una muestra tomada en los pasados campeonatos nacionales, en los que precisamente destacó sobre manera.

Veremos si se ponen mayores medios en combatir este fraude. Muchos critican que se gaste dinero en controles anti-doping, pero ya que el que menos se gasta el dinero en cuadros, ruedas, suplementación, masajes, etc., dedicar una parte de la licencia a que se controle la salud de los corredores y el juego limpio, personalmente me parece necesario por muy categoría amateur que sea ésta (que en la práctica poco tiene de amistosa y amateur).

Un año que se presenta apasionante, como todos, para aquellos que amamos este deporte y lo llevamos en la sangre, aquellos que nos gusta la competición, por encima de ganar o perder, la lucha, el compañerismo, los recorridos, los puertos, las bajadas, los sprints, los relevos, los ataques, las pájaras, el sufrimiento.. el ciclismo.